Regalo del cielo


Van pasando los días,

las semanas, los años,

peregrinos viajeros que jamás volverán.

Como el sueño más lindo,

que consuela mi vida;

me han dejado en el alma

el recuerdo de ti.

 

Que me juzgue la gente,

no me importa ni nada

tu quisiste ser mía,

yo también fue de ti.

 

Fue un regalo del cielo,

para mi triste vida.

Fue un regalo del cielo,

que quisimos tu y yo.

Letra y música de Fernando Valadés Lejarza